El Ladrón arrepentido

Un Niño a quien la Madre había enseñado a robar, al hacerse hombre se convirtió en funcionario público. Un día lo sorprendieron con las manos en la masa y lo condenaron a muerte.

Cuando iba hacia el cadalso pasó por delante de la Madre y le dijo:

¡Mira lo que has hecho! Si no me hubieras enseñado a robar no estaría ahora metido en esto.

¡Tienes razón! —dijo la Madre—. Pero, dime, ¿quién te enseñó a que te descubrieran?

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:

feromonas 12/08/2020 10:59

Me gusto mucho su articulo

Asociacion Cultural y Educativa Contracorriente -  Alojado por Overblog